10 Jun 2020

Corriendo tras…

Estos días, escuchando a clientes, pacientes, amigas, amigos, familia…me doy cuenta que todas las personas corremos detrás de algo. Yo misma, también me embalo para alcanzar serenidad, amabilidad, confianza, equilibrio, tiempo libre, autonomía, …. algo persigo cada día y con cada acción.

En pleno confinamiento, veía a los pajaritos y pensaba que parte de su fuente de alimentación, vinculada a nuestra actividad en el exterior, no estaba disponible y no se sabía cuando volvería a estarlo. Con lo que me gusta ver volar a todo tipo de aves, pequeñas y grandes, decidí comprar un comedero de pájaros y semillas. Lo instalé en mi balcón y me pregunté si algún pájaro vendría a comer allí.

Hace algunas semanas vi, por primera vez a una gorriona (o lo que yo creo que es una gorriona) acudir al comedero y alimentarse. Me puse muy contenta y….mis gatas, atentas y con el instinto cazador intacto se pusieron en guardia. Llevamos así día tras día. La gorriona y creo que algunos pájaros más, vienen a comer y mis gatas, cuando están de humor, acechan.

Sabiendo que pájaros y gatos no son del todo compatibles en pos de crear un ambiente lleno de serenidad y encanto, el comedero es inaccesible para mis gatas y si las aves tienen el instinto de protección intacto no traspasarán la barrera para entrar en el territorio gatuno.

¿Frustración? ¿limitación de libertades? ¿enfado? ¿expectativas frustradas? ¿decepción? ¿miedo? Todo esto lo experimentan, a su manera, gorriones y gatas y sin embargo sus vidas siguen, placidas (al menos las de mis gatas) y rutinarias.

Yo me veo con intenciones, planes y expectativas de cambio o de acción continuamente. Ayer escuchaba a una persona de un grupo insistir sobre el cansancio ¿y si la vida es algo más sencillo que estar persiguiendo continuamente la promesa de algo “mejor”? ¿Y si vivir es estar aquí, jodida, contenta, cansada o como esté? ¿Y si da igual lo que te frustres, te enfades, sientas miedo o decepción para volver a un estado de calma y serenidad?

Hoy me permito trasladarte lo que aprendo observando lo sencillo, lo cercano y lo animal. Para mi son grandes maestras y me apetece compartirlo hoy contigo.

Share
This