13 Feb 2020

Iluminar las sombras

El otro día tuve la oportunidad de disfrutar en el teatro viendo una obra que recomiendo a todas las personas que alguna vez hayan pasado por una etapa de poca luz, una etapa o acontecimiento oscuro que les daba miedo mirar. Vamos…diría que a cualquier persona que haya transitado por la vida. A todas las personas se nos ha roto en algún momento, alguna ilusión, o hemos perdido algo que creíamos nuestro o que amábamos y queríamos que nos durase más tiempo cerca.

“Incluso las sombras más oscuras no dan tanto miedo cuando se las ilumina” Clàudia Cedó (Autora de la obra “Como una perra en un descampado”)

Iluminar las sombras no es fácil pero merece la pena. Iluminar las sombras es poner conciencia (luz) a lo que nos habita en este momento aunque no sepamos lo que nos vamos a encontrar, aunque creamos que no vamos a saber qué hacer con lo que nos encontremos, aunque hayamos encontramos mecanismos con los que no avanzamos pero nos permiten sobrevivir.

Iluminar las sombras es confiar en nuestro estado del ser, completo y capaz de restaurarse, a veces con apoyos, a veces en solitario.

Iluminar las sombras es revisitar lugares con otra mirada y poder salir fortalecida y con aprendizajes incluso de lo más doloroso.

Iluminar las sombras es experimentar el dolor sabiendo que es también este pasará, que no nos quedaremos eternamente en él y que conocerlo nos convierte en personas más vulnerables y al mismo tiempo más poderosas.

Iluminar las sombras es darme permiso para abrirme a la vida y liberarme de la jaula que me he creado para protegerme y así poder seguir avanzando en la magia de la vida.

Share
This